El PSOE advierte de la existencia de un «plan oculto» para regular el trasvase

El PSOE de Castilla-La Mancha denunció ayer la existencia de un «plan oculto» por parte del Ministerio de Agricultura y los gobiernos de Valencia y Murcia, que advirtió que serviría para regular el trasvase Tajo-Segura «por la puerta de atrás».

El portavoz del PSOE en las Cortes de Castilla-La Mancha, José Luis Martínez Guijarro, informó de la celebración de una reunión el 28 de febrero, en la que se acordó la firma de un «memorándum de entendimiento» para el mantenimiento del trasvase. Pero Martínez Guijarro anunció que solicitará la creación de una Comisión no Permanente de Estudio para delimitar el posicionamiento de Castilla-La Mancha sobre el borrador del plan de cuenca del Tajo y para que el Gobierno regional explique «qué está ocurriendo» para que se suscriba un memorándum entre instituciones al margen del documento oficial.

Para el líder socialista, el «objetivo es claro» y a su entender pasa por «perpetuar el trasvase del Tajo-Segura» en las condiciones actuales y «mejorando las condiciones» para los regantes de la Comunidad Valenciana, si bien ha denunciado que «lo más grave» es que esta situación está «consentida» por la presidenta autonómica, María Dolores de Cospedal.

De este modo, opinó que es «preocupante» que Cospedal, «teniendo conocimiento de las reuniones y del memorándum, haya querido confundir a los ciudadanos de la Región queriendo vender las bondades del plan, sabiendo que por la puerta de atrás se está negociando, con su consentimiento, el trasvase».

Críticas

Además reprochó que en la reunión, estuvieran como invitados los regantes del Levante, y ha denunciado que en el documento se incluye el «análisis de la posibilidad de participación de los usuarios del trasvase en los órganos colegiados procedentes de la Confederación del Tajo».

Ante estas afirmaciones desde el PP regional aseguraron que el PSOE «está intentando salvar la cara» al pedir la creación de la Comisión de Estudio en el Parlamento regional. El portavoz del Grupo Popular, Francisco Cañizares, indicó que el PP no estará de acuerdo con esta Comisión si la posición del PSOE es que se vuelva a los 240 hectómetros cúbicos en la reserva estratégica en la cabecera.

Por contra, manifestó que si la posición común es mostrar satisfacción por los 400 hectómetros cúbicos que recoge el borrador del plan de cuenca, «será sencillo y comprensible» que se llegue a una posición común entre ambos grupos.

Cañizares también se ha referido a la reunión entre el Ministerio de Agricultura, la Comunidad Valenciana y la Región de Murcia para firmar próximamente un «memorándum de entendimiento». Para el responsable popular, el PSOE, ante «la falta de argumentos y de altura política», se dedica «a mentir y enredar con asuntos fuera de lugar».

También valoró el borrador del plan el presidente de las Cortes Regionales de Castilla-La Mancha, Vicente Tirado, junto al secretario regional de Asaja, José María Fresneda. Tirado señaló que «era necesario un borrador que ponga en el mapa del agua a Talavera de la Reina, cuyo caudal ecológico ha pasado de 0 a 10 metros cúbicos por segundo».

Por su parte, Fresneda aseguró que, «por fin, después de 30 años y gracias sobre todo a Cospedal y al Ministerio», hay un borrador que «podría garantizar las necesidades que hoy están planteadas» en la Región.