Espinosa asegura no tener planes para un trasvase en el Tajo Medio

La ministra de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino, Elena Espinosa, asegura que «no existe» un proyecto en el departamento que ella dirige, sobre un trasvase de agua desde el Tajo Medio al Levante español. Así lo aseguraba en una entrevista a Europa Press en la que insistía «lo sigo afirmando con rotundidad y, de llegar a surgir esa demanda, tendría que salir de la elaboración de los planes de la cuenca», unos planes que por otro lado reconocía están marchando a distintas velocidades ya que muchos de ellos dependen de las comunidades autónomas.
Algunos de estos planes ya están finalizados, y hay otros «que están todavía recién finalizada la información pública» señaló Espinosa, para continuar que si el proyecto de un trasvase desde el Tajo Medio sale de estos planes de cuenca, «se iniciarán los estudios previos». Pero Espinosa volvía a insistir que «no existe ninguna demanda más que la que pueda existir a través de los medios de comunicación».
Estas declaraciones vienen a tranquilizar aún más los ánimos de la región después de conocer que la Comisión de Explotación del Trasvase Tajo-Segura, ha abierto las puertas a una modificación de su normativa para las derivaciones futuras en la que se contempla no sólo la disponibilidad y reservas de agua de la cuenca cedente, sino las necesidades reales de la cuenca receptora y la posterior justificación de su utilización para aquello para lo que se pidió.
Además, a partir de ahora se abre un periodo de propuestas que permitirán adaptar la normativa a una realidad que hasta ahora había sido injusta con Castilla-La Mancha, por lo que el Gobierno regional no dudará en solicitar una lámina estable de agua para los embalses de la cabecera del Tajo, como ya anunciara a mediados de la semana pasada, la secretaria de Comunicación del partido Socialista en la Región, Esther Padilla.
Eso sí, esta circunstancia no evita la aprobación del nuevo trasvase de agua de 230 hm3 a levante para los próximos seis meses, cuya petición realizaba el Sindicato Central de Regantes del Acueducto Tajo-Segura (Scrats).

Tablas de Daimiel
En el Parque Natural no se van a implantar nuevas medidas de recuperación más allá de las que ya existen tras el incendio de la turba el pasado invierno por la sequía. También lo anunciaba la ministra de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino, «se va a mantener el plan de actuación» que ya se venía ejecutando y que está dando buenos resultados. «Nos ha sucedido que una de las obras de emergencia que tuvimos que hacer para llevar agua a las Tablas, ha coincidido con un período de lluvias intensas y ha acelerado el proceso de recuperación», argumentó satisfecha la titular de Medio Ambiente.
Sin embargo, insistió Elena Espinosa en que no había que bajar la guardia y que «hay que seguir trabajando como hasta ahora para que no volvamos a ver situaciones como ésta». En este sentido abordaba la necesidad de «trabajar también en los terrenos colindantes» para que las actuaciones den mejores resultados, y eso es algo que, según apuntó Espinosa, «es competencia de Castilla-La Mancha», por lo que no depende sólo de Castilla-La Mancha. Por lo demás, los niveles freáticos de las Tablas de Daimiel han aumentado 15 metros según los últimos datos registrados.