El Plan del Tajo incluirá un caudal ecológico y más agua en la cabecera

El Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino ha confirmado tres cuestiones que afectan al Plan Hidrológico de la cuenca del Tajo y que suponen la aceptación de las principales reivindicaciones de los castellano-manchegos en materia de agua, según informó ayer José María Barreda.
En la sala de prensa de las Cortes autonómicas, el presidente regional, que confesó estar «contento» con el anuncio ministerial, informó de que el documento del proyecto propondrá un régimen de caudales ecológicos en Aranjuez, Toledo y Talavera de la Reina. Para Barreda, esta previsión es muy importante al apostar por un caudal ecológico, en lugar de por un caudal mínimo, un concepto que consideró «obsoleto» y superado por las directrices marco europeas.
En segundo lugar, el texto reconoce que la Confederación Hidrográfica del Tajo está realizando estudios sobre la regla de explotación de los embalses de cabecera (Entrepeñas y Buendía) a fin de presentar una propuesta de revisión de la regla de explotación actual. Este cambio garantiza una lámina permanente de agua en los pantanos de cabecera, una reivindicación constante de los pueblos ribereños.

No habrá Tajo Medio. Asimismo, añadió que en lo referente a un hipotético trasvase desde el Tajo Medio, el documento confirma que la Administración General del Estado no contempla su realización. «Se descarta por completo cualquier intento o idea de trasvase desde el Tajo Medio, ni se contempla, ni está previsto y desde luego no se harán en ningún caso», reiteró el presidente.
Pese a que no se trata de un plan definitivo, sí es «un paso muy importante en la dirección que defendemos, aunque conviene ser juicioso y no ansioso, pero hay que valorar cada paso que se da hacia adelante», dijo.
A su juicio, este anuncio desbloquea «notablemente» la elaboración del Plan. Respecto a cómo sentará está información en Murcia, dijo que «allí sabrán entender muy bien cuando se hable de caudal ecológico y de revisión de las normas del trasvase, lo van a entender perfectamente», aseguró.

«vender humo». Después de la comparecencia de Barreda, acudió a la sala el diputado ‘popular’ Leandro Esteban, quien consideró que el presidente de la Junta trata, «como siempre», de «vender humo» al hablar sobre lo conseguido en la elaboración del Plan Hidrológico de la cuenca del Tajo.
A su juicio, este anuncio no tiene validez alguna, especialmente porque ha sido comunicado por jefe del Ejecutivo autonómico. «Si es dicho por Barreda, no será verdad», reiteró, al tiempo que argumentó que recurre al agua porque las elecciones autonómicas son el año que viene y «no le salen los números».
Según Esteban, se quiere vender otra vez «la famosa raya de Bono», además, recordó una propuesta de su grupo en la que se hablaba de agua en cantidad y calidad suficiente en el río Tajo sobre la que el PSOE votó en contra.
Por último, añadió que el trasvase del Tajo medio sólo lo han manejado algunos dirigentes socialistas como el presidente de Extremadura, Guillermo Fernández Vara; Josep Puxeu desde el Ministerio de Agricultura y Medio Ambiente y, en Castilla-La Mancha, Fernando Lamata, cuando ocupaba el cargo de vicepresidente de la Junta de Comunidades.